28 / 02 / 2009

Conocer los intereses de las familias del colegio en relación con la Escuela de Padres no sólo debe ser prioritario, forma también parte de la estrategia divulgativa de la actividad

Organizar la Escuela de Padres

A la hora de ponerse a organizar una escuela de padres será muy importante conocer algunas preferencias de quienes estén dispuestos a participar. No conviene ser muy exhaustivo en el diseño de la encuesta ya que, como ocurre en otras cuestiones, puede haber tantas preferencias diferentes como personas la realicen. Sin embargo, aunque sólo sirva para orientarnos en la puesta en marcha, nos puede servir de ayuda. De esta manera se podrían conocer aspectos puramente funcionales como el día de la semana que se prefiere, el horario, la periodicidad o el número de padres que precisarán guardería. También aquellos otros más relacionados con el propio contenido de las sesiones, como pueden ser las áreas temática que más motivación suscitan entre los posibles asistentes.

Siempre es positivo hacer copartícipes de la organización de una actividad a todos aquellos que se pueden beneficiar de ella

Por otra parte, siempre es positivo hacer copartícipes de la organización de la actividad, aunque sea tan sólo de esta manera tan sencilla, a todos aquellos que se pueden beneficiar de ella. De otro modo, podremos ser objeto de reproches más o menos fáciles que en este ámbito del asociacionismo y de la participación se producen con cierta frecuencia, pudiendo llegar a debilitar nuestro entusiasmo por una actividad tan beneficiosa y necesaria.

Dentro de la estrategia de divulgación de la escuela de padres, ésta será también una oportunidad más que se nos ofrece. Por eso, siempre es conveniente un pequeño preámbulo motivador en la encuesta, además de explicar el objeto de la misma. Como, lamentablemente, no todos los padres estarán interesados en asistir a las sesiones conviene hacer una pregunta encaminada a conocer la atracción real que esta actividad provoca entre los padres. De esta manera podremos considerar las respuestas en su justa medida.

Puede ser interesante también preguntar sobre la disposición a colaborar en la organización de la actividad. Siempre viene bien contar con un número considerable de colaboradores dispuestos a realizar multitud de tareas que irán surgiendo, todas ellas para ser realizadas de manera voluntaria durante el tiempo libre. Por otra parte, éstas pueden ser también personas que ejerzan de monitores en los pequeños grupos de trabajo que se formen.

Por supuesto, también las encuestas de evaluación que se realicen al finalizar cada sesión pueden aportarnos información muy valiosa, basada en la experiencia, para organizar la escuela de padres.

Descargar modelo de encuesta en pdf

  COMENTARIOS (Facebook)

 He leído y acepto la Política de Protección de Datos
 Quiero recibir notificaciones de comentarios a este artículo

  Sé el primero en comentar (En esta página)